Montajes con espejos para decorar

Montajes con espejos para decorar

 

Los espejos son uno de los adornos más utilizados en los hogares. No es una cuestión de arrogancia sino de saber aprovechar las ventajas que nos dan los espejos.

Los montajes con espejos son una buena opción en paredes libres, entradas, o incluso habitaciones. Algunas de las cosas que un espejo puede aportarnos son luz, porque proyectan la luz que les llega, y el cambio de ambiente que dan, sobre todo aquellos enfocados a un estilo determinado. Cuanto más pequeños son los espejos, más cantidad podemos introducir.

Si queremos hacer un montaje con espejos, lo primero que tendremos que hacer será adquirirlos. Debemos fijarnos en su forma, color y tamaño. Si bien es cierto que todo espejo permite esta composición, aquellos que no tienen marco quedarán más limpios en la decoración y con más gusto. Como siempre decimos, la imaginación es lo que cuenta y, antes de ponernos a taladrar y clavar, debemos imaginarnos cómo colocaremos los espejos en la pared.

Otra opción muy a tener en cuenta es colocar el montaje con espejos a modo de cabecero. Los cuadros y los propios cabeceros son muy bonitos pero usando los espejos será mucho más original. Además, los espejos añaden profundidad, por lo que nuestra habitación o el lugar donde los coloquemos parecerá más amplio. En muchas tiendas de decoración se venden espejos que ya tienen apariencia de mosaico. Aquí os dejamos algunas fotos para que cojáis ideas:

Síguenos

32,802FansLike
252Seguidores+1
4FollowersFollow

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >

ACEPTAR
Aviso de cookies